Página 5 - 279

Versión de HTML Básico

5
San Marcos al Día
HOMENAJE
Kevin Lee Flores Aguirre
Estar en una universidad de gran prestigio y tradición, que a lo
largo de los siglos se ha caracterizado por su pensamiento crítico,
científico y racional.
Wil Aquino Calderón
Ser parte de las leyendas peruanas que se forjaron en nuestra
alma máter.
Ana María Infante Camarena
Nuestros grandes profesores, la formación profesional y
académica reconocida a nivel internacional. San Marcos es el
Perú.
Carolina R. Lipe Camero
Que al ingresar a laborar en cualquier institución, confirmen el
prestigio de tu universidad. Todos somos San Marcos porque
al culminar nuestros estudios llevamos su nombre al mundo
entero.
Luis Tarazona Ramos
Saber que nadie me regaló ni el ingreso ni el egreso; que ello me
costó esfuerzo y dedicación personal, y por haber sido partícipe
del espacio cívico e intelectual más abierto, tolerante y variopinto
del Perú.
Karin Alania Muñoz
Que donde vayamos seamos reconocidos por nuestra apertura y
libertad de pensamiento y que seamos respetados por ello.
Luis Alberto Meza Santa Cruz
Una universidad donde no existe distinción de clases sociales.
Todos somos y nos tratamos como iguales.
Béjar Medina MD Jesús
Haber tenido excelentesmaestros que impulsaron los paradigmas
epistemológicos (aprender a aprender, aprender a ser y aprender
a hacer), forjándonos como discípulos competentes a la altura
de las circunstancias por doquier. Gracias alma máter, UNMSM
(Medicina San Fernando).
¿Qué te hace sentir orgulloso de ser
sanmarquino?
San Marcos 2.0
Por Ricardo Pinto-Bazurco Mendoza
San Marcos: forjadora de 463 años de la historia peruana
Al celebrarse un aniversario más
de la fundación del principal centro
de educación superior del país, la
Universidad Nacional Mayor de San
Marcos (UNMSM), presidida por el
Rector, Dr. Pedro Cotillo Zegarra,
participó, el 12 de mayo –con la
comunidad sanmarquina en pleno–
en la Misa de Acción de Gracias por
los 463 años de vida institucional de
nuestra alma máter, oficiada por el
cardenal Juan Luis Cipriani Thorne,
Arzobispo de Lima y Primado del Perú.
“Alma máter de América, sé
siempre fiel a tus orígenes y al rol
que la sociedad peruana te confirió
en el pasado, y que debes recuperar
en el presente. Mi homenaje a los
fundadores de esta casa superior
de estudios, a la Orden Dominica,
y a tantas mentes brillantes que se
formaron en las aulas sanmarquinas y
contribuyeron al desarrollo de nuestra
sociedad”, subrayó el cardenal Juan
Luis Cipriani, tras extender también
un cálido saludo a todos los hombres
y mujeres que con su labor diaria
posibilitan que la universidad continúe
emprendiendo sus actividades en
beneficio de la juventud.
En otro pasaje de su alocución, el
cardenal Cipriani hizo hincapié en que
en aras de defender su autonomía, la
universidad peruana no puede estar
supeditada a intereses subalternos ni
requiere la tutoría o intromisión de
un moralismo estatal que jamás ha
demostrado suficiente respeto para
con estas instituciones.
Asimismo, hizo votos para que
se efectúe un debate más amplio del
proyecto de nueva ley universitaria,
involucrando a toda la comunidad
universitaria, ya que es menester del
Estado aprobar una normativa que
recoja el sentir de todos los peruanos
y que respete la autonomía de la
universidad, lugar donde se adquieren
sabiduría y altos valores.
“Les agradezco por acudir a
esta casa de Dios, la Catedral de
Lima. Bienvenidos, miembros de la
Universidad Primada a esta casa del
Primado. Que Dios los bendiga, muy
feliz día”, recalcó el cardenal.
Entre los invitados especiales a esta
ceremonia eucarística, desarrollada en
laCatedraldeLima,destacólapresencia
de los embajadores Allan Wagner
Tizón y José Antonio García Belaunde,
excoagentes del Perú ante la Corte
Internacional de La Haya, quienes,
posteriormente, fueron incorporados
a la UNMSM como Doctores Honoris
Causa, durante la Sesión Solemne por
nuestro aniversario.
Misa de Acción de Gracias
Cardenal Juan Luis Cipriani ofició la Misa por el 463º aniversario de la UNMSM.
En honor a un
sanmarquino universal
El Patio de Letras de nuestra histórica
Casona, hoy Centro Cultural, cuenta
con la permanente mirada y presencia
vigilante de uno de los más ilustres
sanmarquinos de los últimos tiempos.
Es tal vez el sanmarquino que junto
con César Vallejo, comparte esa única
categoría de universal. He de referirme
a Mario Vargas Llosa. Y es que desde
el 12 de mayo, fecha tan emblemática
para nuestra historia, se erige el busto
en honor a tamaña figura de las letras
en ese lugar que lo vio formarse, como
él mismo relata:
“Siempre recuerdo el Patio de
Letras de San Marcos, que era en esos
años como el cuartel general de la
literatura peruana. Ahí pasaban todos
los escritores, poetas, narradores,
‘letrahabios’, muchachos y muchachas
con sueños de escribir y publicar
alguna vez, y esa era como una
formación paralela a la que uno recibía
en las aulas. Ahí se disputaba con gran
pasión y con un fondo inalterable de
amistad. Ahí tal vez, y por culpa de
Carlos Eduardo Zavaleta, escuché
por primera vez hablar de William
Faulkner, que es uno de los escritores
que más me ha marcado”.
Cuando nuestro Premio Nobel se
refiere a la Decana de América lo hace
con la más grande nostalgia, así como
un hijo recuerda a su madre en el más
sublime de los sentimientos, y es que
un sanmarquino jamás olvida a su
alma máter, como trae a la memoria el
escritor:
“Podría seguir contando muchas
anécdotas de esos años, pero creo
que con las que he evocado ya basta
para que ustedes entiendan hasta qué
punto estoy agradecido y emocionado
con la Universidad de San Marcos,
por darme, además de todo lo que me
dio en mis años de estudiante, estos
reconocimientos, por haber creado un
cátedra que lleva mi nombre, algo que
nunca hubiera imaginado en esos años.
Nada puede alegrarme, conmoverme y
hacerme sentir más reconocido que la
universidad en la que estudié”.
Busto en honor a Mario Vargas Llosa
en el Patio de Letras.
Autoridades sanmarquinas e invitados especiales en Misa de Acción de Gracias.