Dr. Sven Beckert, docente de la Universidad de Harvard, durante su exposición en el Seminario Internacional "Historia Global".

Hablar del capitalismo y su influencia en la historia global es un tema extenso y controversial; sin embargo, es innegable el hecho de que este sistema y sus relaciones sociales se encuentran, actualmente, presentes en casi todas las partes del mundo y han ingresado en diferentes aspectos de la vida humana. Así lo considera el investigador y docente de la Universidad de Harvard, Dr. Sven Beckert, quien participó como expositor en el Seminario Internacional “Historia Global”, organizado por la Facultad de Ciencias Sociales (FCCSS) de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos(UNMSM) y llevado a cabo los días 16 y 17 de marzo.

“Es urgente hablar del capitalismo porque las relaciones sociales capitalistas han llegado a casi todas las partes del mundo y han influenciado diversos aspectos de la vida humana; entonces, para entender el mundo moderno es importante entender el capitalismo”, remarcó el Dr. Sven Beckert, también codirector del Programa de Estudios del Capitalismo, y de la Iniciativa para la Historia Global de la referida universidad norteamericana.

El seminario se llevó a cabo en el auditorio Raúl Porras Barrenechea de la Facultad de Ciencias Sociales.

En su disertación, Beckert enfatizó que para realizar un estudio sobre la historia del capitalismo a nivel mundial no solo es necesario analizarla desde un punto de vista teórico-económico, es decir, centrar el análisis en términos de cambio, tiempo y contingencia, sino efectuar un análisis empírico que permita ver al capitalismo en acción y desde una perspectiva no eurocentrista.

Por ello, decidió encaminar su estudio y, por ende, su exposición, sobre el capitalismo desde la perspectiva de una de las industrias más importantes del siglo XIX: la industria del algodón.

El docente de la Universidad de Harvard indicó que la historia del algodón es importante para realizar un estudio general sobre el capitalismo debido a que su antigüedad nos permite ver cómo surgió el capitalismo moderno. “Si miramos la economía actual, alrededor del 3% o 4% de la población mundial está involucrada de alguna forma en la industria del algodón, lo cual nos dice mucho. La historia del algodón nos permite ver de manera inusual, cómo es que la historia del capitalismo se ha forjado en diferentes lugares gracias a diferentes labores”, expresó el investigador en la conferencia desarrollada en el auditorio Raúl Porras Barrenechea de la FCCSS.

Asimismo, recalcó que se encuentra en desacuerdo con nociones que enfatizan la importancia de ciertos países en el desarrollo del capitalismo; por el contrario, propone que para buscar una perspectiva global es necesario enfocarse en el aspecto local de la historia del algodón, ya que ello nos permite ver las conexiones, la interacción y los cambios que se dan durante el tiempo. Considera que este último elemento, el cambio, es esencial para el capitalismo.

El algodón y la revolución industrial

Participantes del Seminario Internacional "Historia Global" junto al investigador Sven Beckert.

El algodón, cuyo uso se incrementó desde el año 1000 d.C. hasta el año 1900, permitió que se iniciara la revolución industrial en lugares como Alemania e Inglaterra, a pesar de que este producto no era nativo de estos países. En el siglo XIX se empezó a generalizar su producción en la India, EEUU, México y Egipto. La industrialización de este producto generó cambios a nivel económico y social en todo el mundo.

Sobre ello, Sven Beckert informó que uno de los temas más debatidos entre la comunidad de historiadores es determinar el porqué la revolución industrial se dio en Inglaterra durante el siglo XIX y por qué el algodón jugo un papel importante en este proceso, a pesar de que los principales centros de producción de algodón fueron Asia, África y América.

Beckert precisó que “la industria del algodón se concentró en Europa desde la primera mitad del siglo XVIII. Un factor que explica cómo se dio la reestructuración espacial de este recurso es la habilidad de los estados europeos y capitalistas para dominar a otros continentes, como es el caso de América y su incorporación violenta a la economía de Europa, la exportación de esclavos de África, el uso de tecnologías de la India, y las técnicas de dominios de mercado de comerciantes ingleses que se adaptaban e invertían en estos mercados elásticos del algodón. A ello se suma la existencia de enormes mercados, lo que generaba posibilidades lucrativas amplias”, sostuvo.

Dato

Sven Beckert es graduado de la Universidad de Columbia. Actualmente es docente y codirector del Programa de Estudios del Capitalismo, y de la Iniciativa para la Historia Global –de la Universidad de Harvard. Además, cuenta con publicaciones que se han centrado en tópicos como la burguesía del siglo XIX, el trabajo y la democracia. El año pasado publicó el libro Empire of Cotton: A Global History. Actualmente viene preparando una publicación sobre la historia del capitalismo.