La iniciativa busca desarrollar un monitoreo continuo y efectivo de los pacientes con COVID-19 mediante el teletriaje. Foto: Referencial.

La iniciativa sanmarquina “Proyecto de implementación de un sistema de triaje a distancia (teletriaje) para detectar y priorizar casos sospechosos de COVID-19” fue uno de los ganadores de la convocatoria ¡Acción YA! organizada por la Fundación Telefónica, espacio que busca apoyar proyectos innovadores en el contexto de la emergencia sanitaria actual.

El proyecto, liderado por miembros de la Unidad de Telesalud (UTS) de la Facultad de Medicina de San Fernando de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNMSM), tiene como objetivo implementar, en coordinación con el Ministerio de Salud (Minsa), un sistema de telemonitoreo y teletriaje para personas con COVID-19. 

De esta manera, se espera desarrollar un monitoreo continuo y efectivo de los pacientes con la finalidad de aportar y menguar las carencias de nuestro sistema de salud a través del uso de las tecnologías y los protocolos de teledetección de casos.

 

Los proyectos ganadores recibirán entre 10 000 y 20 000 soles para su realización. Foto: Difusión.

Esta propuesta es liderada por los investigadores Leonardo Rojas Mezarina, Javier Vargas Herrera, Max Chahuara Rojas, Javier Silva Valencia, Stefan Escobar Agreda, Héctor Espinoza Herrera, Bruno Hernández Iriarte y Juan Quispe Gamarra.

Fueron seis los proyectos ganadores quienes presentaron sus propuestas en tres categorías: Proyectos enfocados en el impacto del aislamiento domiciliario; proyectos para la nueva convivencia en la ciudad y proyectos en general que aporten a contener la crisis actual.

Además, las propuestas seleccionadas obtendrán un financiamiento para su realización que varía entre S/ 10 000 y S/. 20 000, monto que será evaluado de acuerdo con las características de cada proyecto y la sustentación del presupuesto entregado.

¡Acción YA! es una iniciativa que tiene como objetivo fomentar proyectos que impulsen el uso de tecnologías para crear herramientas y aplicaciones para fines sociales dentro de cada comunidad debido al brote del COVID-19. Pueden ser recursos que ayuden a afrontar la cuarentena de forma individual, apoyar a personas en estado de vulnerabilidad, obtener información fiable y actualizada, entre otros.