Miguel Ángel Rodríguez, Harry Beleván, Liliana De Olarte y Patricia del Río, acompañados de invitados a la ceremonia.

El viernes 27 de setiembre el Instituto Raúl Porras Barrenechea, la Municipalidad de Miraflores y la Academia Diplomática del Perú Javier Pérez de Cuellar rindieron homenaje al historiador y diplomático Dr. Raúl Porras Barrenechea al conmemorarse el 53º aniversario de su fallecimiento.

El homenaje se dio inicio a las 9:00 a.m. en la Iglesia Virgen Milagrosa (Parque Central de Miraflores), donde el R. P. Armando Nieto Vélez S.J. ofició una misa en su memoria. Posteriormente, a las 10:00 a.m., en el Parque Ecológico Raúl Porras Barrenechea, se hicieron presentes diversas instituciones con sendas colocaciones de ofrendas florales en el busto del maestro.

El embajador Harry Belevan-McBride, director ejecutivo del Instituto Raúl Porras Barrenechea (IRPB) de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNMSM) señaló que Porras es considerado por muchos como el más destacado intelectual peruano del siglo XX, una centuria que, sin embargo, estuvo colmada de figuras paradigmáticas del pensamiento, la historia, la política, las ciencias, la literatura, la diplomacia y la filosofía peruanas. Recordó que nuestro Premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, fue su discípulo en la década de los cincuenta, y él dijo de su maestro que "sus clases de historia eran deslumbrantes por la elegancia de sus exposiciones y el rigor con que preparaba su curso. Creo que todos los que tuvimos el privilegio de pasar por sus aulas vivimos la historia del Perú de una manera entrañable y, a la vez, cuestionadora pues, además de las riquísimas anécdotas con que el doctor Porras aderezaba sus exposiciones, ellas incidían siempre sobre una problemática que nos planteaba múltiples desafíos intelectuales".

Embajadora Liliana De Olarte, directora de la Academia Diplomática del Perú.

Asimismo, rememoró las palabras del gran historiador de la República, Jorge Basadre: “Sus triunfos fueron los del talento y los de la cultura, en un país en que tradicionalmente se ha rendido tanta reverencia, a veces lindante con la adulación, al poder económico y al poder político”. Por todo ello, Belevan-McBride aseveró que Raúl Porras Barrenechea ha de representar por siempre la imagen misma de la honradez, el rigor y la integridad moral, tres virtudes con las que él supo forjar la peruanidad.

A su turno, el decano de la Facultad de Derecho, Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales de la Universidad Tecnológica del Perú, Miguel Ángel Rodríguez Mackay, para ilustrar la personalidad del egregio historiador, apuntó que cuando los garantes enmendaron la plana al Ecuador, Porras ya había escrito su obra La historia de los límites del Perú, de lectura obligatoria para todo aquel que se dedica al campo de la diplomacia y de las relaciones internacionales. "Porras conjugó la historia, la política, la diplomacia y el pensamiento del Derecho, en una época en la que Porras junto a una pléyade de extraordinarios juristas desencadenaron toda una literatura innovada sobre la visión externalizada del Perú (...) Hidalgo él, pero siempre con sentido y contestatario, incólume en su pensamiento, probo en su andar, ese era Porras", manifestó.

Momentos antes, la representante de la promoción "Raúl Porras Barrenechea" (1961) de la Facultad de Educación de la UNMSM, señora Flor de María Shimomura Vera, hizo una semblanza sobre la experiencia de haber tenido a Raúl Porras como profesor de Historia del Perú, en la Casona. "Por la genialidad de sus clases, no se escuchaba ni el zumbido de una mosca y cuando concluía se retiraba entre aplausos y siempre rodeado de discípulos deseosos de absolver interrogantes e inquietudes que solo él lo podía hacer. Sabíamos que también era sanmarquino y percibíamos su deseo de un mayor compromiso de la universidad con los problemas nacionales y sociales, una preocupación por entender el Perú desde todos sus aspectos, así como su profundo americanismo de solidaridad continental".

Embajador Harry Belevan-McBride, director del IRPB.

Al concluir la ceremonia, en representación del alcalde de Miraflores, Dr. Jorge Muñoz Wells, la regidora Patricia del Río Jiménez de Olavide añadió que la obra de Raúl Porras fue un testimonio permanente de amor al Perú, y que igualmente fue un ejemplo de académico, servidor público y de ser humano.

Además de los mencionados, estuvieron presentes en el homenaje la embajadora Liliana de Olarte Torres-Muga, directora de la Academia Diplomática del Perú "Javier Pérez de Cuéllar"; el embajador Roger Loayza Saavedra; la señora Rosa Lozano Portocarrero, en representación del Rector de la UNMSM, Dr. Pedro Cotillo Zegarra; la señora Sofía Rodríguez Barrios, presidenta de la Asociación de Correctores del Perú (Ascot Perú), entre otras distinguidas personalidades.